Saltar al contenido

ENVOLTURA DE ALGAS

Algoterapia: una terapia rescatada del fondo del mar para cuidar nuestro cuerpo por dentro y por fuera. Por vía tópica, las algas tienen una gran afinidad con nuestra piel y a nivel interno, su gran contenido alimenticio le ha servido en bandeja el título de “alimento del futuro”. Las plantas marinas son genéticamente las formas de plantas más antiguas de la tierra y están reconocidas como extremadamente ricas en minerales y microelementos. Avances tecnológicos hacen posible, hoy en día, extraer de las algas ingredientes que contengan oligoelementos esenciales. Las algas marinas son ricas en proteínas, vitaminas, azucares y oligoelementos. Las algas son consideradas como los primeros organismos vivos que aparecieron en la tierra. Actualmente producen 50 a 70% del oxigeno de nuestro planeta. Las algas marinas se nutren del mar, almacenando todo tipo de sustancias marinas, siendo portadoras de casi todos los tipos de vitaminas, A, B, C, E, F y K, de un alto contenido en hierro y calcio, proteínas antioxidantes y un gran numero de minerales. Están indicadas para el tratamiento de la flacidez y celulitis porque mejora los tejidos y retrasa el envejecimiento de la piel.  Las algas contienen todo tipo de propiedades ya que se nutren de sustancias marinas: son antitumorales, antibacterianas y antivirales y es totalmente natural.
Por todo ello, la aplicación de las algas va asuministrar al organismo sustancias marinas y vitaminas. Además, tienen propiedades antibióticas, antitumorales, antioxidantes, antivirales y retrasan el envejecimiento cutáneo. La algoterapia es la utilización de las algas marinas en el tratamiento de ciertas enfermedades. Las algas utilizadas son el fucus, las laminarias y la lechuga de mar. Frescas, ellas contienen fósforo, potasio, azufre, magnesio, calcio, y otros oligoelementos (como yodo, zinc, hierro y selenio), aminoácidos, vitaminas, una hormona vegetal anti-vejez , clorofila (antiséptico y desintoxicante), mucílagos (disminuye el apetito y laxativo) …. Es por todas estas razones que las algas son consumidas desde siglos en algunos países y que es hoy en día un suplemento alimenticio muy completo. Las algas producen el 70 por ciento del oxigeno de la tierra, sin ellas los seres humanos no tendrían suficiente aire para respirar. Constituyen la mayor vegetación de la flora marina, existiendo más de 20.000 variedades en los océanos. Su hábitat comprende desde la superficie del mar hasta solo ocho metros de profundidad, pues necesitan la luz solar para sintetizar las sustancias orgánicas. Actuando como una pequeña usina química, son capaces de concentrar los minerales, vitaminas, oligoelementos y proteínas disueltas en el agua de mar y que absorben por ósmosis, hasta 4000 veces. Con las proteínas se forman sustancias gelificantes. Concentran selectivamente diferentes sustancias según la variedad de alga.

Tratamiento reductor con algas marinas y ideal para celulitis, adiposidades localizadas, estrías y flacidez. Elimina células muertas, toxinas, manchas de la piel y mejora la circulación:
– Higiene y pulido de la piel
– Exfoliación y masajes rotativos
– Envoltura tibia de algas
– Se retiran las algas y se realiza un drenaje linfático que va a aumentar la eliminación de toxinas.

Tratamiento antiestrés:
Las aplicaciones de envolturas van a aumentar considerablemente la concentración de principios activos a nivel de la epidermis de manera que revitaliza los tejidos, elimina el cansancio y el estrés.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.