El yoga incrementa la eficacia de la terapia psicológica

¿Por qué el yoga incrementa la eficacia de la terapia psicológica?

PORQUE EN CUALQUIER TERAPIA PSICOLOGICA ES IMPORTANTE TENER EN CUENTA EL CUERPO

❣️ El síntoma se manifiesta en el cuerpo

Ese dolor de cabeza, el malestar del estómago, no poder dormir… son manifestaciones del síntoma en nuestro cuerpo. Solo escuchando nuestro cuerpo podremos atender al verdadero problema de nuestro malestar.

❣️ El cuerpo puede llevarte al origen

Escuchando nuestro cuerpo podremos seguir esa emoción que está causando nuestro desequilibrio y llegar a las escenas origen. Esas en la que algo se nos quedó pendiente, algo que no supimos manejar y a día de hoy sigue siendo una asignatura pendiente para nuestro malestar (escucha tu síntoma). Sabiendo con que conecta nuestro malestar podemos buscar las herramientas que necesitamos para resolverlo.

❣️ Trabajar con la terapia influye en el cuerpo

Una manera muy interesante de ver como va influyendo nuestra terapia es observar el cuerpo. Conforme avanza la terapia podremos observar que las posturas se vuelven más flexibles, menos tensas. Poco a poco el cuerpo aprende abrirse, podremos observar en el yoga que las asanas se vuelven más naturales, que en las de apertura el pecho se abre, los hombros se bajan y en las de cierre la persona consigue encontrarse más cómoda y conectar consigo mismo.

❣️ Trabajar con el cuerpo influye en las emociones

El Yoga incrementa la eficacia de la terapia psicológica. Trabajando con el cuerpo podremos enfrentarnos con miedos, abrirnos al mundo, atender la tristeza… Lo importante en la practica del yoga es estar presente y aprender a tener esa consciencia ayuda a atender nuestras emociones, tanto por el darnos cuenta como, por la mejora en su regulación. (los beneficios emocionales del yoga). El darse cuenta es una parte primordial, cuando la persona consigue darse cuenta de los bloqueos es cuando empieza a estar preparada para poder enfrentarlos.

Resulta de mucha utilidad la lectura corporal de algunas asanas donde más claramente pueden percibirse los bloqueos limitantes que están afectando a la persona. Entre ellas cabe destacar Bhujangasana y Pascimottanasana, cuando la persona está bloqueada no consigue abrir, se encuentra cerrada sobre si misma. Ir trabajando las posturas nos ayuda a ir abriendo nuestra parte emocional. Por supuesto todo será más rápido si este trabajo del cuerpo va acompañado de una buena terapia psicológica.

❣️Mente y cuerpo están interconectados

Hoy es ya por todos bien sabido que somos un todo interconectado. Que cualquier dolencia del cuerpo influye en nuestras emociones y cogniciones; que nuestra manera de pensar y de sentir influye al mismo tiempo en nuestra salud y en la forma que tenemos de enfrentarnos al mundo. Podemos aprender a identificar esos pensamientos irracionales, que nos provocan malestar y a contrastarlos con la realidad y con ello darnos cuenta de como el cambio de pensamiento afecta nuestras emociones y formas de actuar. Y también podemos escuchar a nuestro cuerpo e identificar su tensión y trabajar sobre ella desde la practica de asanas, de respiración y de meditación, comprobando como todo esto tiene también su efecto en nuestros pensamientos y emociones. Cuanto más completa sea la terapia y más a fin a nosotros mejores resultados podremos encontrar. (El yoga como terapia psicológica)

❣️Trabajar la fuerza, la flexibilidad, la calma… suma

Desde la parte fisiológica trabajando con el cuerpo podemos ir consiguiendo que esa flexibilidad que vamos consiguiendo se refleje en nuestra manera de enfrentar el mundo. Las asanas de extensión nos darán confianza y apertura. Las de torsión equilibrio físico, psicológico y energético, mejorara nuestra capacidad de enfrentar los cambios. Las asanas de inversión nos permiten «echar raíces en el cielo» ayudan a cambiar nuestro punto de vista, asentarnos y enraizar. Las de equilibrio nos dan concentración física y mental. De pie obtenemos fortaleza y enraizamiento. Y sentados potenciamos el enraizamiento desde nuestra columna. (CristinaAG.)

Con el pranayama, control de la respiración, tan importante en cualquier terapia psicológica conseguimos oxigenar nuestro cuerpo, ampliando nuestras exhalaciones podemos conseguir calma, con respiración cuadrada o alternas podemos equilibrarnos física y mentalmente… respiraciones por la fosa nasal derecha nos estimula y genera calor, la de la fosa izquierda relaja y activa nuestra energía mental. Estas son sólo algunas de las utilidades del pranayama. Utilizar bien nuestra respiración es todo un arte y parte fundamental de la vida.

Otra parte importante de cualquier terapia psicológica son las técnicas de relajación, hay muchas y a unas personas les funcionan más unas que otras. En el yoga, a parte de ir haciendo distintos tipos de relajaciones, de forma específica se intenta que la relajación en si misma sea una actitud durante toda la práctica. Que podamos relajarnos en cualquier asana, con la dificultad que esto conlleva. Esto a nivel simbólico tendrá un gran efecto en nuestra vida consiguiendo mantener la calma aunque las situaciones nos pongan a prueba.

❣️ Y como punto final de cómo el yoga incrementa la eficacia de la terapia psicológica

Las asanas han trabajado nuestro cuerpo y nuestra mente, nuestra flexibilidad, apertura, confianza…La respiración nos ha permitido tomar conciencia de nuestro cuerpo-mente, y energizar o calmar según necesidad. La relajación nos calma y permite asimilar el trabajo realizado. ¿Qué puede aportarnos la meditación? La meditación complementa bien la terapia psicológica ya que al contrario de lo que muchas veces hacemos en esta, «buscar de forma activa», aquí aprendemos a a tomar la figura del observador que acepta lo que hay, sin juzgar ni enredarse. Esta es otra herramienta muy interesante para vivir la vida como queremos.

Terapia psicológica y yoga

Sofía Manzaneque Suárez – Sofiaymas

Piscologa sanitaria Nº de colegiado: M-32808

1 comentario en «El yoga incrementa la eficacia de la terapia psicológica»

  1. Pingback: Yoga y sus beneficios - Clínica Salud y más

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.